• Calle de la Oca 63, Pasillo, Local 3
  • (+34) 910 231 214
  • info@fundacioneuropa.org

Carlos Álvarez Llorente

A día de hoy, la tensión entre China y Taiwán sigue siendo alta, pero no ha habido una escalada significativa del conflicto en los últimos meses. Sin embargo, las tensiones y la rivalidad entre ambos países han aumentado en los últimos años debido a varios factores.

Por un lado, China considera a Taiwán como una provincia rebelde que debe reunificarse con el resto del país, y ha intensificado sus esfuerzos para aislar diplomáticamente a Taiwán y limitar su participación en organizaciones internacionales.

Por otro lado, Taiwán se ha vuelto más independiente en los últimos años y ha fortalecido su relación con los Estados Unidos y otros países democráticos. Esto ha llevado a un aumento en las tensiones, con China realizando maniobras militares cerca de Taiwán y aumentando su presión diplomática sobre los países que reconocen a Taiwán como un estado soberano.

En cuanto a una posible escalada del conflicto, existe una preocupación constante de que una provocación o malentendido podría desencadenar una crisis más grave. Además, el aumento de la presencia militar de China en la región, incluyendo la construcción de islas artificiales en el Mar del Sur de China, ha aumentado la preocupación de los países vecinos.

En resumen, aunque no ha habido una escalada significativa del conflicto entre China y Taiwán en los últimos meses, la situación sigue siendo tensa y el riesgo de una crisis más grave sigue siendo una preocupación constante para la comunidad internacional.

10/04/2023